viernes, 10 de abril de 2009

Como ayer fue jueves santo...


... y como decía JP2, en 1979 (Carta del Santo Padre a los sacerdotes con ocasión del Jueves santo):

El hombre, que el Jueves Santo recibió el poder de celebrar la Eucaristía, con estas palabras del Redentor agonizante fue dado a su Madre como “hijo”. Todos nosotros, por consiguiente, que recibimos el mismo poder mediante la Ordenación sacerdotal, en cierto sentido somos los primeros en tener el derecho a ver en ella a nuestra Madre. Deseo, por consiguiente, que todos vosotros, junto conmigo, encontréis en María la Madre del sacerdocio, que hemos recibido de Cristo. Deseo, además, que confiéis particularmente a Ella vuestro sacerdocio. Permitir que yo mismo lo haga, poniendo en manos de la Madre de Cristo a cada uno de vosotros sin excepción alguna de modo solemne y, al mismo tiempo, sencillo y humilde. Os ruego también, amados Hermanos, que cada uno de vosotros lo realice personalmente, como se lo dicte su corazón, sobre todo el propio amor a Cristo Sacerdote, y también la propia debilidad, que camina a la par con el deseo del servicio y de la santidad. Os lo ruego encarecidamente.


La imagen siguiente es de maria jesus (comentandolotodo), ¡muchas gracias!:




2 comentarios:

Hilda dijo...

que hermoso mensaje, y es que alguno los olvidan. Genial la imagen, ya la había visto en el blog de Ma. de Jesús de donde lo sacaste, me encantó!! pobres sacerdotes, en estos tiempos como que necesitan super poderes.
saludos cariñosos. Hilda

izaskun dijo...

NI QUE LO DIGAS QUE ES PARA NUEVOS RETOS!!!!! aUPA LOS NUEVOS SEMINARISTAS..... OS ESPERAMOS, PARA APOYAROS::